Gabino Arzola: “En Río hay que dar batalla”


Atletismo cubano_febrero 2015_deporcuba (27)Lilian Cid Escalona/Cubahora

Pese a que Yorgelis Rodríguez (6332 puntos) ganó el título panamericano para Cuba, mejorando en más de 100 puntos su marca personal, el año 2015 no fue bueno para las pruebas combinadas del atletismo. Así lo cataloga el entrenador del área Gabino Arzola, preparador de Yorgelis y del doble medallista de bronce olímpico (Beijing 2008 y Londres 2012) Leonel Suárez.

El 2015

La temporada pasada no fue notable desde el punto de vista de los resultados para nosotros. Aunque me gustaría resaltar como elementos importantes el haber logrado reinsertar a Leonel Suárez en la alta competición, así como los resultados obtenidos por Yorgelis Rodríguez en un año particularmente complejo debido al cambio de entrenador, un tema que siempre amerita de un tiempo de adaptación al nuevo ambiente de trabajo y sus particularidades.

Sobre el desempeño de ella, debemos reconocer que alcanzó varios de los objetivos propuestos al mejorar su marca personal y coronarse en los Juegos Panamericanos de Toronto 2015.

El punto más bajo fue Yusleidys Mendieta, quien estuvo por debajo de las expectativas. En su actuación fue determinante la aparición de una lesión en el tobillo, que limitó bastante la fase final de su preparación antes de enfrentar los principales compromisos de la temporada. Igualmente, consideramos que pudiera haber tenido un rendimiento superior al que mostró.

¿Qué esperan de este año?

Mejorar en todos los sentidos. En el caso de Yusleidys y de Leonel, la meta es buscar la marca de clasificación a los Juegos Olímpicos. Estaremos incursionando en la Copa Cuba con ese objetivo, mientras que Yorgelis solo tiene por delante la misión de superarse. Está clasificada y debe llegar a Río en condiciones de tener una buena actuación.

¿Estamos hablando, en el caso de Yorgelis, de concretar allí una marca similar a la del pasado año?

Tiene que ser superior. Es un resultado lógico si logramos guiar bien su preparación. Obviamente, ella debe sacar esa actitud altamente competitiva que le caracteriza.

¿Cómo está proyectada la preparación de Leonel Suárez?

Leonel es un atleta lento. No es rápido y tampoco explosivo, de ahí que dependa de su fuerza. Nosotros hemos intencionado el trabajo diario para aumentar su capacidad táctica, de modo que sus niveles de fuerza alcancen los valores máximos posibles y con ello se acerque a los mejores resultados.

“Dar este paso, sin descuidar las pruebas en la pista, nos puede llevar a lograr cerca de 8200 puntos en su primer decatlón del año. Sin dudas sería un buen augurio de cara a unos Juegos Olímpicos en los que tenemos la meta de dar batalla”.

Sin embargo, aún no podemos dar por sentado que estas metas serán una realidad.

No lo podemos apurar porque Leonel viene de afrontar varias lesiones. Río de Janeiro es el final de este camino y hay que guiarlo con precisión. El trabajo se está llevando con mucha paciencia y esperamos que alcance la marca mínima sin tener que exigirle el máximo. El principal temor nuestro es que no tolere los niveles de carga de los entrenamientos, y por eso hemos hecho mucho énfasis en el fortalecimiento muscular para que pueda hacer su preparación correctamente.

¿Pero está recuperado totalmente?

Sí, de su lesión de rodilla está completamente sano, pero hay que cuidarlo de la calcificación que tiene en sus talones, que siempre le ha golpeado. De hecho, lo sacó de circulación en la temporada anterior.

Desde su óptica, ¿qué caracteriza el panorama actual de esta especialidad en el planeta?

Hay muchas figuras jóvenes, sobre todo entre las damas. Es un panorama propicio para competir porque la rivalidad siempre es un incentivo para la superación.

¿Tiene alguna preferencia?

En lo personal creo que la Johnson-Thompson (Katharina) es la atleta llamada a dominar este evento. En Beijing la vida le jugó una mala pasada, pero de no haberse ido en blanco en la prueba de salto ella ganaba. Otra que destaca es la lituana Icaunice, sus condiciones físicas son ideales, pero aún no tiene resultados tan estables como la británica.

En Cuba, ¿cómo se ve el panorama?

Hay una buena cantera de atletas jóvenes de los que esperamos mucho. Este año debe haber un punto de inflexión en cuanto a resultados.

Si le menciono a Dafne Schippers y Ashton Eaton, ¿qué pasa por su mente?

Eaton no tiene rivales. Es muy difícil de derrotar. En cuando a Schippers, ha encontrado su camino. Lo que ha hecho en la velocidad no creo que pudiera emularlo en las múltiples.

A propósito de Eaton, el recordista de esta especialidad…

Él ha establecido muy bien su línea de trabajo. Es un atleta que depende de sus carreras y sobre eso diseña su preparación. Si analizamos su decatlón no podemos ponderar una estabilidad técnica, pero sus carreras fueron sensacionales y sobre ello edifica sus resultados.

Para concluir, ¿dónde los podemos encontrar en el transcurso del año?

Haremos pruebas individuales durante las confrontaciones organizadas aquí en La Habana, ya que en esta primera parte del año hemos estado trabajando sobre detalles técnicos específicos. Para la Copa Cuba pensamos hacer el evento completo porque, como te comenté al inicio, hay que buscar las mínimas olímpicas.

Un comentario en “Gabino Arzola: “En Río hay que dar batalla”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s