Mabel Gay dice adiós


mabel-gayPor: Lilian Cid Escalona

Mabel Gay se retira. La destacada triplista cubana ha decidido poner fin a su carrera deportiva 17 años después de aquel título mundial en el campeonato para cadetes de 1999 que figura como su primer resultado de relevancia a nivel internacional. En su determinación, mucho han tenido que ver las lesiones, sobre todo una última, esa fractura en el acetábulo, que la alejó de toda actividad por espacio de 8 meses.

Mabel Gay, recordemos, se lesionó a escasos días del comienzo de los Juegos Centroamericanos de Veracruz en 2014 y regresó a Cuba, diagnosticada de una microfractura de un hueso del pubis , sin poder disputar la cita regional. No fue hasta finales de 2015, un año después de lo acaecido en territorio mexicano, que la santiaguera emprendió el camino de vuelta a las pistas.

“En diciembre (2015) recibí el alta médica y comencé a trabajar con el grupo para buscar reinsertarme. Tenía que bajar de peso y completar la rehabilitación”, rememora.

Y tuvo vía libre para recuperar su forma y pensar, otra vez, en el deporte. Tenía por delante todo el año para rehabilitarse completamente, reencontrar sus claves y trabajar, a tono con los parámetros que normalmente se le exigen a un atleta de alto rendimiento, sin embargo, la subcampeona mundial de Berlín 2009 decidió parar…

“Me senté con mi entrenador (Yoelbi Quesada) y valoramos las opciones. Soy una persona que siempre se ha exigido mucho y no me sentía con todo el ímpetu para regresar y hacerlo bien por ello acordamos que este era el momento para decir adiós.

”Me habría gustado seguir, esta es mi vida, pero prefiero retirarme ahora que quedarme con un mal sabor en caso de que las cosas no salgan bien con un regreso que podría llegar a ser un poco forzado”.

¿Qué papel juegan las lesiones en esta determinación?

Mi carrera ha estado marcada por las lesiones, y cuesta mucho trabajo recuperarse y volver a saltar sin prejuicios. En este caso, la última fue una lesión de recuperación difícil, en una zona muy asociada con mi pierna derecha, que es el arma más fuerte de mi salto. Todo influye, es mi pierna de despegue y no puedo plantearme saltar con el temor de que vuelva a suceder.

“Si voy a estar aquí (en el equipo nacional) no es para entregarme a medias. Siempre he dado lo mejor de mí”.

¿Duele decir adiós?

No deja de ser duro porque el deporte es mi vida pero me siento aliviada porque estoy convencida de que es lo correcto. Cuando empezamos en el deporte, somos conscientes de que llegará un momento en el que hay que decir adiós y este es el mío.

¿Qué rumbo tomaría la vida de Mabel Gay?

Quisiera poder quedarme por aquí y aportar a mis compañeras. Este tiempo he estado ayudando a Yoelbi en los entrenamientos y me he sentido bien en este rol. Tengo que insertarme en esta nueva dinámica, pero si no puedo entrar directamente aquí igual me vincularé a la cultura física. Espero poder dedicarme a la enseñanza del triple salto.

Triple salto siempre…

Esta es mi vida, y creo puedo ser útil. Tengo cierta espinita porque cuando se habla de triple en Cuba siempre los hombres se llevan el protagonismo y quiero seguir dando mi granito de arena para revertir esto y demostrar que el triple salto femenino cubano puede estar a la altura de lo que han hecho los hombres.

Mabel Gay ganó el título mundial para cadetes y también se coronó en la categoría juvenil (Mundial de Kingston 2002). Obtuvo además medalla de plata en el Campeonato Mundial en Berlín 2009 y bronce en la cita bajo techo que organizara Estambul en 2012. Su marca personal, fijada en 14.67m, data de la final mundial de Daegu en 2011 donde culminó en la cuarta posición.

Repasa tu carrera deportiva, ¿sientes que te debes algo?

Una siempre quiere más, por eso no puedo decir que estoy conforme con lo que logré, pero a nivel personal me siento satisfecha porque sé que lo di todo.

¿Qué destacarías de tu conducta como atleta?

Que me esforcé al máximo, fui perseverante y muy disciplinada.

¿El momento cumbre de tu carrera deportiva?

La medalla de plata del Campeonato Mundial de Berlín 2009. Como siempre digo, Berlín para mí fue una gran sorpresa. Una alegre sorpresa que sentí como el premio al esfuerzo de un año de gran dedicación. Ser subcampeona. Oro y Plata para Cuba, el triple femenino cubano en lo más alto y sentir las emociones de dar la vuelta olímpica en un estadio lleno donde todo el mundo aplaude en señal de respeto y de felicitación fue genial.

¿Un momento difícil?

Ciertamente pasé por muchas cosas porque fui muy vulnerable a las lesiones. Por las cosas de la vida, estas siempre aparecen cuando una mejor está, lo que hace que el proceso de recuperarse —física y mentalmente— sea complicado. Sin embargo, el momento más duro de mi carrera y creo que del equipo (de triple) en general fue cuando el profesor Milan Matos decide irse.

“Fue a finales de 2012, Milán se fue prácticamente sin decirnos nada y nos quedamos aquí, solas, sin un plan de entrenamiento siquiera. Fue muy duro, para todas. Yargeris (Savigne), por ejemplo, dejó el equipo por un tiempo. De cierta manera, todas perdimos el rumbo. Poco a poco logramos salir, gracias a la ayuda de Yoelbi que siempre nos animó a seguir y nos ayudó a echar para adelante”.

¿Qué crees de la situación actual de la especialidad en Cuba? ¿Hay futuro?

Creo que Lia (Liadagmis Povea) es el presente. La presencia de Yargeris Savigne es un factor importante porque las niñas la admiran y esto las motiva en el trabajo diario. Ella lo está haciendo bien, se espera que pueda clasificarse a los Juegos Olímpicos como también Alcántara (Dailenis Alcántara) que viene de recuperarse de una lesión en la rodilla que le fue tratada con células madres. Davisleidis Velazco, por su parte, es una gran promesa. Tiene 16 años y está muy bien, pienso que en unos años todos vamos a estar hablando de ella y de sus resultados.

¿Qué tal la experiencia de este primer acercamiento al rol de entrenadora?

—Me gusta aunque es muy difícil. Es más difícil que estar en la pista. Ahora las cosas no dependen de ti, y tienes que estar pendiente de todos y tratar de aconsejarlos ajustándote a la forma de cada quien para poder llegarles. También está la responsabilidad de inculcarles valores para que se conduzcan de la mejor forma por la vida y lograr que el colectivo tenga unidad y funcione como un equipo.

El fenómeno del dopaje, omnipresente en el día a día del deporte y en el atletismo en particular. ¿Qué opinas de la posición de la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo (IAAF por sus siglas en inglés)?

Apoyo a la IAAF en su lucha. Creo que esto hay que combatirlo con todas las fuerzas y no escatimar en recursos para limpiar nuestro deporte. Mientras tanto nos toca vivir con la eterna duda de si hemos competido e incluso, perdido con alguien que haya usado sustancias prohibidas.

Principales resultados:

Oro, Campeonato Mundial de Cadetes (13.82m en Bydgoszcz 1999)
Oro, Campeonato Mundial Juvenil (14.09m en Kingston 2002)
Plata, Campeonato Mundial de Berlín 2009 (14.61m)
Bronce, Campeonato Mundial bajo techo de Estambul 2012 (14.29m)

(Tomado de Cubahora)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s