#IsraelRojas: “La piratería es la disquera de los pobres”

israel_thumb.jpg

israel Por Lilian Cid Escalona (@lizz19861) y Odette Fernández López (@odeferlop) cubaxdentro@yahoo.es

Fotos: Gabriel Dávalos

Aunque a veces no reparemos en los quince años que han pasado, fue a principios de este siglo cuando dúo guantanamero irrumpió en el panorama musical cubano con su Déjame entrar. Desde entonces hasta  Dial, Israel, Yoel y compañía se han gastado un Arsenal de canciones y Presagios para asegurarse un lugar privilegiado en el corazón de los jóvenes de este y todos los  tiempos. Con esfuerzo y constancia, se han cerciorado de labrar una sólida trayectoria que los convierte, de muy Buena Fe, en una de las agrupaciones líderes dentro de la preferencia popular.

De su profesión, y el camino recorrido, de las nuevas tecnologías y la música, de su música y también de las tendencias actuales dialogamos con Israel Rojas: voz líder del grupo, cubano de pura cepa que más que un Extremista Noble, es un Corazonero que no necesita del Catalejo para saber que Pi es 3,14.

De “pedir” pista con Déjame entrar a tener espacio en todos los sitios del Dial,. ¿cómo valora la progresión de Buena Fe?

Creo que ha sido una progresión orgánica. Nos hemos movido cumpliendo con los postulados estéticos y éticos con que comenzamos en 1999. Hemos intentado que nuestra obra sea crónica, testigo y huella del tiempo que nos ha tocado vivir. Cada disco se parece al entorno en que se generó y a los creadores que éramos entonces. Hasta el momento hemos editado 8 producciones en 15 años. Lo cual es la mejor muestra de que se ha trabajado intensa, coherente e incesantemente.    

Buena Fe coexiste entre las agrupaciones líderes dentro de la preferencia de los cubanos.  ¿Cuáles son claves para desandar el escabroso camino al éxito?

Nunca he podido, ni podré responder esa pregunta con certezas. Solo puedo dar aproximaciones. Es una deferencia del público que agradecemos, pues este es un país eminentemente musical. Donde las producciones nacionales tienen que competir con las internacionales para ganarse la atención del oyente.

Qué Buena Fe goce de un público capaz ya no solo de escuchar sus canciones sino de movilizarse para asistir a conciertos es una gran alegría para nosotros, pero sería petulante  definir eso tan subjetivo como es el gusto popular. Aproximo acaso que hemos intentado no quedarnos en una fórmula musical. Huir de cualquier zona de confort creativa y arriesgar en la experimentación. Hemos intentado la crónica con honduras pero evitando rabias irresponsables y la crítica lo más constructiva posible.

Ser cívicos dentro y fuera del escenario. Pero sobre todo, no hemos interpuesto grandes períodos de silencio entre nuestro público y nuestra obra. Esto es lo que hemos hecho. Lo demás, hay que preguntárselo al público.

Hablemos de su música.  Su obra trata el amor, el desamor, los conflictos sociales… en fin, hasta al béisbol. Así, cada disco propone puntos de vista sobre los temas más diversos ¿Prima algún criterio a la hora de seleccionar los temas?

Como dijera Silvio Rodríguez en un documental ante esta misma pregunta: “En cada época, las musas traen las canciones tatuadas en la frente”. Uno puede hacer una selección de temas e imponerse hacer una pieza sobre determinado tema, luego el acto creativo, como un misterio, define el rumbo del empeño que acabara siendo canción.

Y, si le propongo un ejercicio. Imagine que debe resumir la carrera de Buena Fe auxiliándose de sus canciones ¿Cuáles serían los cinco temas por los que se decantaría Israel?

Intimidad (Esta canción es la única sobreviviente de las que compuse con 17 años)

Psicología al día (por su irónica oposición a la sicología de los conquistados, tan común antes y tan de moda hoy)

Soy (por dialéctica)

Pi 3,14 (Por cubanía)

Papel en blanco (Por honesta)

Me permito una pregunta personal. Buena Fe llena sus días, ¿y el Derecho?

El derecho es una herramienta sempiterna. Sin la visión, la integralidad de los análisis, la comprensión de la multilateralidad e interacción de los procesos sociales que me aportó la carrera, BUENA FE no existiría. Si es que hasta el nombre del proyecto nació de allí.

Hay que seguir al corazón, ¿siempre?

 

Aprendí de Armando Hart, que Martí hizo un aporte a la filosofía quizás sin saberlo, quizás por intuición. Allí donde los filósofos se debatían la relación entre ser y el pensar, José Martí habló de la coherencia entre el ser, el pensar y (aporte maravilloso y mucho más completo) el sentir. Creo que las emociones son energía en estado puro. Todo está en que la razón sepa encontrar y encaminarle buenos propósitos.

Razón sin corazón: martirio. Corazón sin razón: extravío.   

¿Cómo valora el fenómeno de la música cubana actual?

Complejo, diverso. Con luces y sombras. Con riquezas que enorgullecen y pobrezas que avergüenzan. Impactado por las mismas variables que afectan hoy a la sociedad cubana contemporánea. 

¿Ysu papel entre las nuevas generaciones?

Depende de las nuevas generaciones. Para gusto, los colores. Todo depende de saber ser ecuménicos a la hora de consumir algo tan maravilloso como la música. Dime lo que oyes habitualmente y te diré quién eres.

La constante evolución de las TIC repercute en la industria musical. Imagino que batallar contra la piratería sea un desafío diario para quienes se dedican a este mundo. ¿Cómo lo ve?

La piratería es la disquera de los pobres. El valor del disco es hoy más afectivo que utilitario. Los que pueden tener el disco original no dudarán en adquirirlo. Pero los que no pueden económicamente se privan del disco físico y van a lo esencial que es a la música, aunque sea en mp3, muy comprimido y en niveles a veces nocivos para el oído.

En la historia de esta industria no hay un solo caso de disco “superventas” gracias al arte final (portada, contraportada, diseño, etc.). Es el contenido quien lo define.

Las TIC llegaron para quedarse. O te adaptas y la utilizas a favor de tus propósitos y con la mejor utilidad pública posible, o la padeces y comienzas la carrera que definió la suerte de los dinosaurios. 

¿Podemos hablar en Cuba de un mercado musical?

Obvio que hay mercado de la música, siempre lo hubo. Pero desde la década de los años 90´ la música popular comenzó a desarrollarse dentro de los mecanismos de la ley de la oferta y la demanda, con las ventajas y desventajas que esto supone. Entonces comenzó la evolución de procesos mucho más complejos que no siempre han sido bien estudiados ni por las instituciones, ni por los especialistas.

Sobre el tema de la relación arte-mercado ha existido mucho tabú. Suerte que en el último congreso de la UNEAC una comisión comenzó a hablar en este idioma. Buena falta que nos hace estudiar, reconocer e incidir sin prejuicios y con realismo en el tema del mercado de la música y de las artes en sentido general. Sin detrimento de su impacto en la cultura de nuestro pueblo.

Una de béisbol, porque somos cubanos. Lo de Soñar en azul ¿fue en serio?¿Por quién “hincha” Israel Rojas?

Soy y seré guantanamero hasta la muerte. Mis equipos siempre fueron los clásicos “Orientales” primero y los legendarios “Serranos” después. Con la estructura de la serie nacional por provincias, pues le voy a mi hoy maltrecho Guantánamo aunque muera en el intento y con la esperanza de que mejoren pues talento tienen para eso. Lo de Soñar en azul, fue un tema por encargo para un documental de Ian Padrón. Lo he explicado en muchas ocasiones, pero esta polémica me acompañará por siempre. No soy industrialista, pero me dio orgullo que una de nuestras canciones sobre el deporte que me apasiona fuera el himno de unos de los equipos más importantes del país.

Para Buena Fe, ¿cuál es el siguiente paso?

La próxima canción, el próximo disco.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s